En 25 de Mayo le dan batalla a las malezas

Con una amplia concurrencia, la Regional 25 de Mayo llevó adelante el 17 de julio su jornada UPA donde el tema destacado fue estrategias de manejo y control de malezas.

Por parte de Aapresid estuvieron presente Alejandro Petek, Presidente; Eduardo Zanlungo, integrante de Comisión Directiva y socio de la Chacra Bragado – Chivilcoy;  Martín Marzetti, Gerente del programa REM; y Franco Lillini, Coordinador Regional.

La jornada comenzó con la presentación de Ing. Agr. Martín Marzetti comparando la similitud entre la curva de aparición de biotipos de malezas resistentes en Argentina en la última década con otros gráficos de curvas similares  para el mismo periodo de tiempo, aseverando que “la velocidad es tal que se asemeja más a variables de tipo económicas que biológicas”.

Marzetti hace foco en que no solo la tasa de aparición de biotipos resistentes es alta, sino también la de dispersión, “si aparecerían y no se dispersarían no sería tan grave, salvo para el que le toca en esa zona puntualmente, pero nosotros nos encargamos de esparcirlos o no hacemos mucho para que esa dispersión no suceda”, y continuó; “cuando el año pasado se les pregunto a los socios de las diferentes regionales de Aapresid si el panorama de la problemática de malezas con el correr de los años se estabilizara, se irá solucionando o seguirá en incremento, el 80% dijo que empeorara la situación, lo cual es bueno porque somos consientes de la dificultad, que no es un problema pasajero si no q vino para quedarse”.

Para el manejo, el ingeniero insistió con estrategias desarrolladas en el ABC de Rem, las prácticas recomendadas de manejo para el control de malezas:

Adelantarse: Monitoreo sistemático de lotes y bordes, cuidado del ingreso de semillas de malezas, manchoneo.

Buen ambiente para el cultivo, malo para las malezas: rotaciones de cultivos y pasturas, competencia del cultivo.

Controlar: herbicidas de diferentes sitios de acción, dosis de marbete y tamaño adecuado de malezas, herbicidas residuales, aplicaciones eficientes, destrucción de semillas de malezas en la cosecha.

Otro de los disertantes el Ing. Agr. Esteban Bilbao, miembro de la Regional Necochea,  expuso sobre las herramientas para un manejo inteligente; “la forma de registrar un monitoreo de malezas está muy discutido, no hay una receta, pero debemos tener en claro que cosas tenemos que mirar y como, ver las especies presentes, la abundancia, el tamaño, todo esto nos va a ir ayudando a tomar decisiones. Después tenemos que ver cómo está la maleza post aplicación, si aplicamos y no volvemos al lote no vamos a enterarnos si alguna no tuvo el control que esperábamos”.

“¿Qué es lo que se viene? La intensificación ecológica, ya sea con cultivos de cosecha o de cultivos de cobertura, esta es una de las cosas que tenemos que aumentar sí o sí. Mecanismos de control de malezas en forma eléctrica, es algo que acaba de llegar a Argentina, es un equipo que lo que hace es ir electrocutando las malezas, igual habría que investigar qué es lo que pasa con la meso y micro fauna y flora del suelo, además de los costos de combustible ya que esa electricidad hay que generarla, pero sí sería una herramienta espectacular para pelear contra la resistencia”. Por último mostró datos concretos de ahorro de herbicidas mediante la tecnología de aplicaciones selectivas, que permiten pagarla, según el grado de enmalezamiento y hectáreas aplicadas anualmente, en un plazo razonable.

Sobre el desarrollo de estrategias de manejo y control de malezas resistentes, el Ing. Agr. Ramón Gigón dio su visión previo al cierre de la jornada.

“La maleza se instala en el lote, empieza a colonizar, forma un banco de semillas, se empieza a cruzar, empezamos a seleccionar y después de 4 o 5 años de hacer siempre lo mismo el problema se va incrementando generando un crecimiento exponencial de biotipos resistentes. Hay que empezar a actuar cuando se empieza a ver las primeras plantas que no pudimos controlar después de haber usado por varios años el mismo herbicida”, detalló Gigón.

También explica que el problema son los campos alquilados, “donde la dificultad de malezas ya está instalado, no se sabe que se venía aplicando en el lote, es ahí donde empezamos a atajar problemas que ya están y no podemos hacer un plan de manejo de malezas a futuro”.

Respecto a los cultivos de servicios, “tenemos que pensar qué malezas tenemos para elegir que cultivo es el optimo para combatirla, por ejemplo para crucíferas, lo que mejor anda es la mezcla de avena con vicia”.