El “Yuyo colorado común”, resistente al glifosato

Se determinó la resistencia de Amaranthus quitensis en el sur de Córdoba y de Santa Fe.

Todos mirábamos con atención la novedad del
Amaranthus palmeri, una maleza “importada” que no deja dormir a los “farmers”. Pero el Amaranthus quitensis, el “Yuyo colorado” más difundido en la geografía agrícola de nuestro país también generó resistencia al glifosato.

El equipo de Daniel Tuesca (FCA UNR), Juan Carlos Papa (INTA Oliveros), Sergio Morichetti (AGD) y Nicolás Montero Bulacio (FCA UNR) determinaron en laboratorio la resistencia a glifosato de este biotipo, llegando a encontrar plantas que sobrevivieron a la dosis de 32lts/ha de una formulación premiun de 540 g.e.a/litro. Ellos trabajaron con plantas del sur de la provincia de Córdoba (Canals, La Carlota) del sur de Santa Fe (Aldao).

Hay que hacer memoria, el A. quitensis fue la primera maleza declarada resistente en Argentina en 1996, en aquel momento a los herbicidas inhibidores de ALS (imidazolinonas, sulfunilureas y triazolopirimidinas) (https://www.aapresid.org.ar/rem/alertas/). La llegada de la soja RG generalizó rápidamente el control con glifosato y este biotipo dejó de ser un problema en los sistemas productivos por el efectivo control que ejerce este herbicida. Pero ahora empieza a perderse esta herramienta.

Como antecedentes internacionales, se encuentra citada en Bolivia, donde A. quitensis ha desarrollado resistencia a los ALS y también a los inhibidores de PPO, un grupo muy efectivo hasta el momento para su control en nuestro país.

nota rem

Zonas con presencia

Si bien se encuentra confirmada su presencia en el sur de Córdoba y de Santa Fe, como fuera mencionado, existen sospechas en otras zonas. Entre estas se encuentran: el centro-norte de Córdoba, norte de La Pampa, Entre Ríos, sudesde de Santiago del Estero, sudoeste de Chaco, Tucumán y Salta, existiendo confusión en muchos casos sobre la especie exacta de Amaranthus de la que se trata.

Recomendaciones

En el pasado Congreso de Aapresid, se tocó con énfasis la problemática del A. palmeri resistente, abordándose el tema en plenarias, talleres (https://player.vimeo.com/video/73477751) y llegándose a redactar un documento, en el cuál empresas, instituciones y organismos se comprometieron a hacer lo que esté a su alcance para trabajar sobre la problemática.

Por su parte, J.C. Papa, D. Tuesca y S. Morichetti redactaron una alerta con antecedentes y recomendaciones sobre esta maleza (https://www.aapresid.org.ar/rem/nueva-alerta-amaranthus-palmeri/). Y si bien son especies diferentes (se estima que A. palmeri es más agresivo), las recomendaciones pueden hacerse extensivas para A. quitensis.

Para aquellos que lo detecten esta campaña por primera vez en su lote, deberán hacer un esfuerzo por eliminarlo, aunque sea necesario contratar gente para sacarlo con azada, y tratar de no cosechar los manchones.

Para los casos que esto no sea posible por su distribución general en el lote, deberán hacer una limpieza exhaustiva de la cosechadora al salir del lote y en lo posible cosecharlo a lo último para no infectar nuevos lotes. Y en la próxima campaña planificar anticipadamente un manejo acorde a la circunstancia (cobertura, preemergentes, cultivo, fecha de siembra, etc.). Esta especie se caracteriza por la gran producción de semilla y no deben medirse esfuerzos en tratar de evitar su semillazón.

Aquellos productores que contratan el servicio de cosecha, deberán evitar hacerlo con cosechadoras que trabajen en zonas infectadas, para así disminuir la probabilidad de incorporar semillas a su campo. Como complemento, exigir una exhaustiva limpieza al ingresar al lote (https://www.aapresid.org.ar/rem/como-limpiar-la-cosechadora-antes-de-que-ingrese-a-un-nuevo-lote/).

Pensar en el laboreo para el control de esta maleza no es una buena idea, todos recordarán que el yuyo colorado era una de las malezas más frecuentes en los lotes que se laboreaban, lo que habla de su adaptación a estos tipos de manejo.

nota rem 2

Muchas recomendaciones pueden parecer exageradas o innecesarias, pero aquellos que lo sufren pueden dar testimonio de lo que significa convivir con estas especies resistentes, por lo que vale la pena hacer todos los esfuerzos en la prevención.

Por último, recordar que desde Rem se dispone de un canal para denunciar sospechas y realizar los estudios necesarios para su comprobación (https://www.aapresid.org.ar/rem/envio-de-muestras/).

Etiquetas:, , , , , ,

X