Balance de fina Nodo Oeste: menos barbecho, más fertilización

El Nodo Oeste Aapresid presentó un análisis de última campaña invernal. Tendencias positivas en el área fertilizada y en la superficie sembrada con cultivos, de grano y de servicios.

El viernes 6 de marzo, el Nodo Oeste Aapresid presentó en Villa María un análisis de última campaña de cultivos de invierno 2019, relevándose un total de 29.079 ha.

La información presentada se agrupa por las siguientes sub-zonas: Zona 2 (sureste de Córdoba) Regionales Justiniano Posse y Los Surgentes/ Inrriville; Zona 3 (centro de Córdoba) Regionales Villa María y La Carlota; Zona 4 (sur de Córdoba) Regionales Adelia María, Laboulaye y Vicuña Mackenna y Zona 5 (centro-sur de Córdoba), Regionales Rio Cuarto y Del Campillo (las Regionales Rio Segundo, Montecristo y Alta gracia no fueron parte del relevamiento).

Para las Regionales evaluadas, un 78% de la superficie se destinó a cultivos de cosecha y un 22% a cultivos de servicios (CS), sobre una superficie distribuida 50/50 entre propia y arrendada. El dato es llamativo cuando se compara con la campaña anterior (2018), cuando entre el 60 y el 78% de esta superficie fue a parar a barbecho.

En las Regionales del sureste de la provincia (Zona 2) el 83% de la superficie se sembró con trigo, el 9 % con vicia y lo restante con consociación de vicia + centeno, avena y centeno. Para las Regionales de la zona central (Zona 3) el trigo continuó a la cabeza con el 85% de la superficie, aunque hubo mayor participación de CS como centeno, cebada, vicia y trigo de cobertura (15%).

Si bien el trigo siguió dominando hacia el Sur (75 y 61% en las Zonas 4 y 5, respectivamente), el centeno cobró protagonismo. Así, en la Zona 4, un 17% de la superficie fue a centeno para granomientras que en la Zona 5 un 16% y un 15% a centeno para CS y para grano, respectivamente. Los rindes del trigo variaron entre los 30 y los 40 qq/ha según la zona.

El antecesor estival más sembrado en todas las zonas fue la soja (entre el 60% y el 86%), seguido por maíz en las Zonas 2 y 3 (39% y 13%, respectivamente). Hacia el Centro (Zona 3) el girasol aparece como el tercer antecesor elegido (10%), mientras que hacia el Sur el maní toma relevancia, ocupando un 25% de la superficie en la Zona 5.

 

Tendencias positivas en análisis de suelo y fertilización

Si bien sólo en el 44% de la superficie se realizaron análisis de suelo, se observa una tendencia creciente de la práctica respecto de campañas anteriores (36% en 2017 y 38% en 2018).

Lo mismo ocurrió con la fertilización, que pasó de realizarse en un 67% de la superficie en 2017 a un 97%. En promedio se aplicaron entre 50 – 150 kg/ha de N y menos de 50 kg/ha de P2O5