Nicolás Bronzovich, coordinador de Aula Aapresid, explica cómo la institución trabaja para cerrar la deuda comunicacional de la comunidad agroalimentaria con el resto de la sociedad.

¿Buenas Prácticas Agrícolas? ¿Siembra Directa? ¿Fitosanitarios? ¿Sustentabilidad?
El campo contamina. Los agrotóxicos matan. El campo no ayuda. El campo no se compromete.

Definitivamente el campo tiene una deuda comunicacional con la comunidad y está muy lejos de poder transmitir de forma cabal y confiable las actividades que día a día realiza.

«Con el conflicto de la 125, en 2008, se hizo evidente que existía una crisis de relación entre el campo y el resto de la sociedad» admite Nicolás Bronzovich, coordinador de Aula Aapresid, durante una entrevista realizada por QM Agro.

A partir de ese momento la Asociación Argentina de Productores en Siembra Directa (Aapresid) comenzó, a través de sus más de 35 Regionales apostadas a lo largo y ancho del país, a llevar adelante un trabajo de charlas y capacitaciones dirigidas al ámbito educativo y a instituciones públicas y privadas bajo el titulo de Aula Aapresid.

«Es casi un trabajo artesanal» admite Bronzovich. «Cada Regional Aapresid se encarga de llevar nuestro mensaje a su comunidad, a escuelas, concejos deliberantes, empresas, etc».

«Es evidente que la comunidad ha perdido contacto con el campo, perdido noción de cómo hacemos lo que hacemos, del avance de las tecnologías que nos permiten producir más y mejor alimentos, fibras y energías, salvaguardando la salud de las personas y el medio ambiente» explica el coordinador de Aula Aapresid.

«Es mi responsabilidad como productor explicarle a la sociedad como a través de las Buenas Prácticas Agrícolas trabajamos para estar a la altura del desafío mundial de producir más y mejores alimentos» enfatiza Nicolás.

Para saber más sobre la actualidad de Aula Aapresid, dale play a la entrevista.